Youzoco Plataforma

Recopilación de las noticias mas importantes sobre las Donaciones, ONG's, Derechos Humanos y de Caracter Social.

España: por los derechos humanos

¿Por qué el gobierno de España y las autoridades judiciales no persiguen el Terrorismo de Estado, la violencia franquista, los crímenes fascistas?
¿Por qué el gobierno de España no deroga la aberrante e ilegal Ley de Amnistía de 1977?


El que suscribe, Antonio Marín Segovia, ciudadano europeo, nacido en Valencia, tuvo a bien colaborar muy activamente con otros activistas y defensores de los Derechos Humanos, para poder derogar las infames leyes de amnistía que se autoconcedieron los genocidas y terroristas de Estado en Argentina. Mis actuaciones y colaboraciones han quedado reflejadas a través de numerosos escritos y documentos que se pueden encontrar en las instituciones argentinas y en los organismos internacionales que llevan años luchando contra la impunidad del peor de los terrorismos (y que casi nadie condena ni persigue): el terrorismo y la violencia que se hace y se ejerce en nombre del Estado.

Ahora, para mi sorpresa y malestar, observo como el Fiscal de la Audiencia Nacional se burla, oficial y públicamente de las bases fundamentales del Derecho, así como de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, para evitar que las numerosas víctimas directas (y los millones de ciudadanos que hemos sufrido el terrorismo franquista), podemos obtener Justicia y reparación.

La ilegalidad de la Ley de Amnistía de 1977 es tan evidente y visible que nadie en su sano juicio puede oponerse a la derogación de esa aberrante norma legal, pues fue un simple truco para dejar sin sanción ni castigo a los responsables de un gobierno ilegítimo y criminal, causante de cientos de miles de secuestros, torturas, asesinatos, desapariciones... por no hablar de otro tipo de consecuencias indeseables que hemos padecido los hijos y nietos de aquellos que intentaron defender la legalidad vigente.

Es de ley exigir una rectificación inmediata del Fiscal de la Audiencia Nacional, así como la total supresión de ese Tribunal, que lleva años ejerciendo las funciones que desarrollaba el infame Tribunal de Orden Público contra los ciudadanos que intentaban recuperar la vida democrática en España.

Hoy en día no tiene sentido mantener la Audiencia Nacional ni permitir los abusos y violaciones que se cometen en esa institución.

Naciones Unidas lleva años recordando a los diversos gobiernos españoles, supuestamente democráticos, que no es legal ni tolerable la prisión incomunicada ni la aplicación de torturas a los detenidos y acusados de supuestos y presuntos delitos de terrorismo. Hasta la fecha, esas recomendaciones de Naciones Unidas, de Amnistía Internacional y de otros acreditados y solventes organismos internacionales, dedicados a la defensa de los Derechos Humanos, han caído en saco roto.

Las autoridades españolas nunca han aceptado ni aplicado las numerosas recomendaciones de Naciones Unidas y de los referidos organismos internacionales, creando un profundo y hondo malestar entre los ciudadanos que aspiramos a que la Justicia sea algo más que una palabra en el diccionario.

Numerosos juristas internacionales, que carecen de militancia y color político, llevan años recordando a numerosos gobiernos y naciones, que los crímenes contra la Humanidad no prescriben y que las leyes de amnistía a favor de terroristas uniformados (policías, militares...) son ilegales y deben ser inmediatamente anuladas.

Hace escasos días hemos visto como el ex golpista Videla era nuevamente condenado por sus aberrantes crímenes cometidos contra la Humanidad en Argentina.

Yo espero y deseo que el gobierno de Zapatero y las autoridades judiciales escuchen y atiendan las justas peticiones y recomendaciones que llevan tiempo formulando razonadamente las instituciones internacionales que velan por los Derechos Humanos y la Justicia.

Si el gobierno de Zapatero y las instituciones judiciales siguen haciendo oídos sordos a esas propuestas e iniciativas, recientemente reiteradas, podremos afirmar sin ningún género de dudas, que en España no vivimos en una sociedad realmente democrática, dado que se intenta tapar y ocultar demasiados e infames crímenes cometidos contra la mayoría, contra un gran y representativo número de ciudadanos, contra un gobierno legítimo (el de la II República) que llevan una eternidad reclamando, con pruebas y argumentos indiscutibles, simplemente que se haga Justicia y se repare a las numerosas víctimas de la violencia y del Terrorismo de Estado.

Por último, recordar a los gobernantes, a las autoridades judiciales, que en Valencia vivimos desde hace mucho tiempo una grave situación, dado que numerosas organizaciones fascistas desarrollan sus actividades criminales sin ser debidamente perseguidos ni controlados... ¿Por qué nuestros representantes públicos no desarrollan medidas eficaces para combatir y perseguir el terrorismo y la violencia fascista con el mismo interés que demuestran a la hora de combatir a ETA y otro tipo de violencias?

Fuente: Elmercuriodigital

No hay comentarios: